“Los elogios que se pronuncian acerca de otros sólo resultan tolerables [si uno]es capaz de realizar las mismas acciones”

Doy mi beneplácito a Ana Fores y publico su respuesta a la pregunta que no le tocaba.

2. Explica esta frase: “Porque los elogios que se pronuncian acerca de otros sólo resultan tolerables en la medida en que cada uno cree que él mismo es capaz de realizar las mismas acciones que oye elogiar; pero ante lo que va más allá, los hombres enseguida sienten envidia y no lo cree.”

Normalmente las personas destacamos por nuestras virtudes y por desgracia también por nuestros defectos. De hecho cuando nos enfrentamos a la difícil tarea de tener que realizar la valoración de algo, una experiencia o una persona seguramente nos enfrentamos a los juicios de valorar a otras personas. Estos juicios pueden ser positivos pero sino lo son, estarán caracterizados más que posible envidia y incluso, en el peor de los casos nos veremos obligados a combatir contra los ataques directos de aquellos que no comportan nuestras afirmaciones.
El problema es saber qué provocará, como reaccionara la gente a lo contrario de nuestras opiniones. Es decir donde se encuentra la frontera entre la aceptación de un elogio y el rechazo del mismo.
Por eso la frase que estoy explicando afirma que el elogio sera aceptado por los que la vean cuando la mayoría de ellos se vea representado en el para que ellos pienses que ellos también son capaces de realizar los actos puedes merecerte el elogio.
Es decir si se elogia un acto, hecho acción o conocimiento de una persona y yo soy capaz de realizar esa acción, hecho o acto, entonces el elogio sera considerado correcto.Pero si en cambio, se elogia algo que yo no soy capaz de saber o conseguir, entonces hay más posibilidades de que ese elogio sera considerado incorrecto por los que lo leen y por lo tanto provoca envidia.
Personalmente creo que Pericles en esta frase intenta decir eso y que estoy totalmente de acuerdo con él, ya que la gente suele reaccionar mal ya que por ejemplo si Pericles afirmara que para ser un un hombre honrado desvariamos ayudar a los demás, cuidar de nuestros padres y demás..y alguna otra persona que no ha hecho eso lo rechazaría totalmente, ya que lo que estoy haciendo es producir envidia.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Trabajo Tucídides y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a “Los elogios que se pronuncian acerca de otros sólo resultan tolerables [si uno]es capaz de realizar las mismas acciones”

  1. Stefania dijo:

    Al igual que mi compañera, opino que las personas destacamos por nuestras virtudes y defectos.
    Sin embargo opino que esta frase que Pericles enuncia lo hace refiríendose a que cada vez que decimos un elogio, si no nos vemos reflejado en él, si no nos sentimos compatibles con él, jamás será del todo cierto. Esto lo dice refiriéndose a los elogios hechos hacia los soldados que habían perdido su vida en la guerra del Peloponeso y también a los valores que repite refiriéndose a Atenas (pregunta 7). Quiere con esto, animar a la población a verse reflejada en el coraje y la valentia de sus seres queridos que han perecido y al mismo tiempo obtener su apoyo. La verdad no tengo muy clara la pregunta, pero creo que casi todas las frases que Pericles utiliza en su discurso, haciendo referencia los valores, los ideales y los elogios, son para atraer a la población y mantener su apoyo en la guerra. Es una forma de democracia que hoy dia se sigue utilizando para así no dejar ver a la población los errores, si no que camuflarlos mediante palabras bonitas y frases animosas.
    Espero la respuesta de Núria para aclarar más lo dicho.

  2. Stefania, como viene siendo habitual – cuidado con la ὕβρις (uy!que todavía no os lo he explicado!!!!) – no estás muy equivocada.
    En primer lugar, todo discurso tiene la finalidad de persuadir a alguien de algo (πειθεῖν +acusativo de persona+ acusativo de cosa) y, en este sentido, este discurso fue pronunciado por Pericles para persuadir a los atenienses de que, a pesar de las bajas, debían seguir con la guerra. El gran pero a Stefania es el siguiente: Pericles no intentaba “camuflar los errores mediante palabras bonitas y frases animosas”, más bien, estaba plenamente convencido de lo que decía, él consideraba necesario, primero elogiar a los caídos en la guerra y, segundo, continuar en la guerra contra Esparta; por ello utiliza la palabra como un instrumento para persuadir a sus conciudadanos para que así fuera.
    En segundo lugar, al analizar las frases que os habéis autoasignado, la mayoría de vosotr@s cometéis el error de olvidar el contexto en que fueron pronunciadas y caéis en las garras del anacronismo. Tenéis que pensar cuándo fueron pronunciadas – ya se ha explicado los pormenores de la guerra – por quién fueron pronunciadas – ya sabéis quién era Pericles -y, sobre todo, a quién iban dirigidas – a los atenienses. En algunas cuestiones, se os requería una comparación con la sociedad actual con el fin de que percibiérais que las bases de la democracia occidental y sus valores residen en parte de este discurso pronunciado por Pericles. En este sentido, Ana parece haber dejado de lado el contexto de la frase que debía analizar y le ha otorgado un sentido, válido, pero no del todo correcto en este contexto, Stefanía se aproxima más a su significado, sin embargo, os recomiendo una lectura a las notas que hay en esta parte del discurso en las fotocopias…hablaré sobre la envidia el viernes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s